¿Los gatos son antisociales? La ciencia opina lo contrario

Muchas personas consideran que los gatos son antisociales y un poco huraños. Basan sus opiniones en el hecho de que demandan menos atención que los perros y no necesitan salir a caminar. Gracias a estas características de su gatonalidad, se han ganado la infundada fama de que no les gustan los humanos y son criaturas egoístas. Esta creencia está por cambiar después de que un nuevo estudio científico reveló una faceta de los gatos que mucha gente no conocía.

Mira también: ¿Cómo saber si tu mascota es feliz contigo?

Los gatos prefieren la compañía que la comida

Una investigación de la Universidad Estatal de Oregón, publicada el viernes 24 de marzo en la revista Behavioral Processes, concluyó que los gatos disfrutan más el contacto humano que recibir alimentos. Este grupo de investigadores reunió una muestra de 50 gatos. Algunos provenían de refugios y otros eran mascotas. A los gatitos participantes se les privó de comida, contacto humano, oleres y juguetes durante horas. Luego fueron expuestos a estímulos de estas cuatro categorías. El objetivo de este estudio era observar qué estímulos preferían y cómo respondían ante ellos.

Entonces ¿los gatos son antisociales?

Contra toda creencia de que los gatos son antisociales, la mayoría de los gatos eligieron la socialización humana sobre cualquiera de las otras categorías. Los autores del estudio concluyeron que, si bien se ha sugerido que la sociabilidad del gato tiende hacia la independencia, el 50% de los gatos prefirió el estímulo social. Es decir, los gatitos se acercaron más a las personas que a la comida o los juguetes.  

Mira también: Cómo alimentar a un cachorro 

Esto sin duda es una reivindicación para estos adorables amiguitos. Esperemos pronto desaparezca el prejuicio de que los gatos son antisociales, y más personas se abran a conocer el amor, la compañía y lealtad que sólo un gato puede brindar.

¿Qué opinas? ¿Crees que los gatos son antisociales?
¡Cuéntanos tu experiencia con tu amigo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *